Por qué lo hacemos

El trabajo periodístico implica necesariamente una interpretación de los datos que logramos asir de la realidad. Es un ejercicio intelectual que requiere necesariamente asignar valores a la información recabada y trasladarla de tal manera que sea también inteligible para el lector.

La redacción de El Faro hizo una vez más un ejercicio que también requirió asignar valores y jerarquizar la información disponible para seleccionar lo más destacado del año que termina. En esta selección forman parte listas de nuestros propios materiales pero también de los hechos que nos parecieron más relevantes en el año.

Hemos discutido y votado, también, para elegir al personaje del año. Y esta vez abrimos también la lista a los lectores. Las listas no coinciden, así que publicamos ambas selecciones.

Con este resumen cerramos un año intenso, como suelen serlo casi todos en un país plagado de problemas, con ciudadanos que van de a poco descubriendo sus derechos en una democracia y con líderes que lo son apenas de sus propias parcelas políticas.

El próximo año promete ser intenso a su manera, abriendo apenas el segundo mes con una contienda electoral tensa. Pero eso será 2014. Aquí les dejamos lo que recordaremos de 2013 y les invitamos a que aporten sus propias selecciones.